La Ley Yolanda también se aplicará en la Ciudad

En una de las últimas sesiones de la Legislatura Porteña quedó aprobada la “Ley Yolanda” con 54 votos positivos y tres abstenciones. Con su nombre inspirado en Yolanda Ortiz quién fuese la primera Secretaria de Recursos Naturales y Ambiente Humano de Argentina, secretaría creada por Juan Domingo Perón en 1973. La Ley que consiste en brindar la capacitación y formación integral en materia ambiental y desarrollo sostenible para los funcionarios del Poder Ejecutivo, Legislativo y Judicial de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires.

La Ley Yolanda había sido aprobada a fines de noviembre por la Cámara de Diputados luego de haber recibido con anterioridad su media sanción en la Cámara de Senadores. En los fundamentos de la medida, los diputados explicaron que “la propuesta toma en consideración: los principios establecidos en la Ley N° 3.871 (texto consolidado según Ley N° 6.017), y en el impacto que la legislación y las políticas públicas pueden generar sobre el ambiente y sus efectos en el cambio climático” y aseguraron con esta iniciativa se “busca avanzar en un paso más, haciendo obligatorio que todos los decisores de políticas públicas y legislación general se encuentren formados en materia ambiental y desarrollo sostenible”. Esta ley se trata de “una herramienta más que permitirá que los funcionarios del GCBA puedan profundizar y afianzar su gestión desde la perspectiva del ambiente y que la Ciudad cuente con mejores políticas públicas que permitan aumentar nuestra capacidad para mitigar y adaptarnos a los efectos del cambio climático” como expresan los fundamentos del texto legislativo.

Yolanda Ortiz fue una histórica de la lucha por los derechos ambientales y falleció en junio de 2019.

One thought on “La Ley Yolanda también se aplicará en la Ciudad

  • 14 diciembre, 2020 at 5:39 pm
    Permalink

    La pandemia está asociada a los efectos del recalentamiento global, la deforestación, la pérdida de biomas y de biodiversidad, los incendios forestales y el aumento de polución que castigan a las especies tanto terrestres como acuáticas de agua dulce y salada. La falta de información respecto de lo que individualmente podemos aportar para conservar la cadena natural predatoria hace menester involucrarnos en estos temas tan actuales para la preservación de nuestra especie. Cómo poder llegar a la conciencia de la gente si no es através de gráficos claros que ejemplifiquen lo que representa un ser vivo en la cadena antes dicha, el lugar que cada especie ocupa en este engranaje llamado ecosistema funciona gracias a una perfecta ingeniería. Para darles un ejemplo, el cultivo de flores en casa es una forma de ayudar a la producción de miel que a su vez volatiliza el polen dando lugar a la germinación de nuevas especies de plantas en el jardín. Además el uso responsable de insecticidas previene la muerte de especies clave en la cadena de sostenimiento del ecosistema, la extinción de insectos delicados y necesarios para la preservación del medio ambiente está también relacionado con el deber de información como consumidores. Las asociaciones y los organismos de defensa del consumidor tienen la obligación de informar sobre el uso responsable de insecticidas que aparejen impactos irreversibles sobre el medio ambiente. Los etiquetados de productos deben traer información sobre la composición química de los productos alentando así el uso responsable de los mismos. El rol que juega Defensoría del Consumidor es clave en la ejecución de políticas públicas tendientes al cuidado del ambiente y del ser humano.

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *